DEPILACION LASER FEMENINA

Los resultados de la depilación láser femenina son visibles y duraderos desde la primera sesión. El número de sesiones y el intervalo entre una y otra varía dependiendo de las características físicas de la mujer (tipo y color de piel, edad, zona a tratar…) pero la media está entre 5 y 8 sesiones realizadas cada 2 o 4 meses. Cuanto más oscuro sea el vello y más clara sea la piel, mejor es la respuesta del láser y más corto el tratamiento de depilación láser femenina.

Además, Corporal Laser ofrece un repaso gratuito durante los 15 días siguientes a la sesión, te aseguras de que la zona tratada quede libre de vello durante más tiempo. Las mujeres muestran una respuesta especialmente buena al tratamiento láser. Te recomendamos que vengas a hacer un test gratuito para que conozcamos tu tipo de piel y comprobemos la respuesta de tu cuerpo y el tratamiento de depilación laser femenina más adecuado para ti.

El vello íntimo femenino es más grueso y pigmentado así que es un tratamiento que en general ofrece muy buenos resultados. Se puede depilar más o menos vello dependiendo de las preferencias del cliente: tanto la eliminación exclusiva de la zona del bikini como eliminar por completo el vello íntimo, son opciones seguras y no suponen ningún riesgo para la salud. Al contrario, aumentan la higiene y evitan la creación de granitos.

La zona facial femenina es el área que más sesiones necesita, ya que el nivel hormonal es mayor y los folículos pilosos se mantienen activos y en desarrollo durante más tiempo. El intervalo entre sesiones también es algo más corto: por regla general, al principio del tratamiento, la sesión se debe repetir a las 4 o 5 semanas. Las mujeres con un crecimiento de vello excesivo, hirsutismo, consiguen igualmente excelentes resultados, aunque en mayor número de sesiones. Además, la zona facial siempre es más delicada, por ser más visible y recibir una exposición solar casi constante.

Peculiaridades de la depilación láser de la cara 

La cantidad de pelo activable que posee el ser humano en el rostro es muy superior al de otras zonas del cuerpo. Por eso, el número de sesiones a realizar en depilación facial es superior a otras zonas, estableciendo un protocolo de 6-8 sesiones como mínimo.

El pelo de la región facial femenina está sujeto a influjos hormonales; por eso, no podemos garantizar la desaparición absoluta del pelo, ya que los cambios hormonales puede generar pelo nuevo a lo largo de la vida del paciente.

El resultado de la depilación facial femenina puede estar muy condicionado por disfunciones hormonales, que a veces es necesario controlar, además de someterse al tratamiento de depilación láser.